lunes, 19 de abril de 2010

PALM: ¿Morirá el padre del cómputo móvil?


Las últimas dos semanas estuvieron repletas de análisis y deshojes de margaritas todos relacionados al anuncio que hiciera PALM de ponerse en venta. La táctica o decisión de una compañía que posicionó a los Smartphone e innovó con sus útiles PDA pudo llegar tarde.

Aunque grandes corporaciones chinas como Lenovo, HTC, Huawei y ZTE han expresado el interés en adquirir la otrora poderosa corporación, los momentos de la industria parecieran ser adversos para una empresa que sin dudas, tiene el conocimiento necesario del mercado de los Smartphone, el cual contribuyó a posicionar.

En enero de 2009, Palm daba signos de querer repuntar, cuando exhibió el modelo PRE que incorporaba el nuevo sistema operativo WebOS, muy bien calificado por la crítica del Consumer Electronics Show y el Mobile World Congress de aquel año. Sin embargo, erradas políticas de mercadeo y la incompatibilidad con la plataforma PALM OS, fueron decisiones que sentenciaron al sistema operativo. La primera consecuencia, operadoras de todo el mundo se quedaron con millones de unidades en sus anaqueles, que no pudieron ser vendidas. La guinda en el pastel a una serie de decisiones poco acertadas fueron las limitaciones que presuntamente se hicieron a la comunidad de desarrolladores y limitaron la oferta de aplicaciones de entretenimiento, como juegos en 3D.

Las políticas de PALM, que esbozaron un marcado proteccionismos llegaron en momentos cuando la industria hacia exactamente lo contrario. Desde hace un par de años, ante la masificación de las redes sociales, de los Smartphone y la llegada de Google con el Android, la industria apostó a abrirse. Nokia, luego de adquirir todos los derechos sobre Symbian, colocó código fuente de la plataforma a la orden de la comunidad de desarrolladores. Más recientemente RIM, que ahora crece en el mercado de consumo final anunció, en noviembre de 2009, que ampliaría sus métodos de desarrollos de software, para así ser atractiva a un mayor número de desarrolladores. Indicaron que las aplicaciones futuras se basarían en JAVA y WEB.

Apple que tiene un sólido 15% de participación de mercado, con el iPhone, se unió a la tendencia con el reciente anuncio de apostar al HTML 5 como base de su iPhone OS4. La corporación agregó una atractiva oferta y ambicioso plan de negocios para los desarrolladores que le garantizará el 60% de los ingresos.

Estas variables, se unen a otras realidades, igualmente interesantes. Recientemente Motorola y Sony Ericsson demostraron signos de recuperación. Para hacerlo, no apelaron a comprar otras compañías. Simplemente apostaron a Android y configuraron una arquitectura depurada a partir de este sistema operativo. ¿Por qué entonces adquirir una empresa y una marca si con Android y Google puedo garantizarme el éxito? Una pregunta que perfectamente podrían estar haciéndose en China, donde aparecen las principales posibles compradoras de la marca.

WebOS, sin dudas tiene atractivo, pero también lo tiene Android que en menos de un año ya tiene 5% del mercado, en detrimento del 0.3% de la plataforma de PALM.

En definitiva lo que pase alrededor de Palm no dejará de ser interesante en un mercado en evolución y que lamentablemente podría acabar con uno de los padres del cómputo móvil

No hay comentarios: