lunes, 3 de enero de 2011

Los Smartphone y tabletas serán los reyes en 2011


La movilidad comenzará a ejercer su mandato y el mercado demandará productos adecuados a sus necesidades

El año que comienza será el primero de muchos en los cuales los Smartphone o teléfonos inteligentes reinarán en el mercado móvil celular. Un liderazgo que se ha venido cuajando en el último lustro y que hizo explosión con las redes sociales y los servicios de mensajería instantánea popularizados en Venezuela con BB Messenger y el Windows Live Messenger, versión móvil.

Ahora bien, la evolución del Smartphone irá en varios frentes. Por una parte los grandes fabricantes seguirán bregando por lanzar equipos cada vez más robustos y sofisticados; en paralelo harán esfuerzos para que esa tecnología de punta llegue a categorías de entrada, en pocas palabras, el objetivo será también abaratar el precio de los teléfonos inteligentes.

La intención, expresada ya por las grandes corporaciones tecnológicas está clara. Harán esfuerzos para que cada vez más usuarios accedan a internet, cancelen servicios e incorporen más usos de los celulares a su vida diaria. De la misma forma harán esfuerzos para que los altos consumidores de tecnología, los consentidos, tengan un oferta que los identifique; allí en este espacio entrarán la tabletas.

Los usuarios que irán incorporando estos equipos, también llamados Smartbooks, cruzaron el umbral de la comunicación por voz. Para ellos, estar conectados es fundamental y acceder a una gama de servicios de entretenimiento y comunicación es una necesidad que no está plenamente satisfecha por los Smartphone.

De allí vendrán en 2011 grandes apuestas de la industria. Fabricantes, operadores de servicios de telecomunicaciones y tiendas de electrónica detectarán las oportunidades que estos siempre atractivos consumidores tendrán en el año.

Todos ellos saben que el esfuerzo por enganchar al consumidor estará siendo realizado por las plataformas de Sistemas Operativos y las tiendas de aplicaciones que se diseñen para ellos. Así, veremos un frente de batalla interesante, entre Apple, Google, Nokia, Microsoft y RIM para que sus nuevas plataformas, diseñadas especialmente para sus tabletas sea lo suficientemente cautivadoras para que los exigentes consumidores de alto perfil se sientan atraídos por alguno de sus productos.

Entre manzanas y androides

¿Cuál será el ganador de esta batalla por liderar el mercado de los Smartbook o tabletas? Difícilmente se defina en 2011, lo que sí será cierto es que Apple, que le lleva un año y medio de ventaja al resto de la industria seguirá siendo líder con sus iPad, iPod Touch y iPhone 4. La plataforma de desarrollo iOS4 es para muchos entendidos la base para una integración casi perfecta entre los diversos juguetes que la casa de la manzana lanzó en 2010 y lanzará en 2011.

Apple consolidará su liderazgo también con contenidos, al lanzamiento de su red social PING, que arropa dentro del iTunes 10 toda la vida social del usuario, vendrán otros lanzamientos. Nuevo hardware y futuras versiones de su iPAD se esperan con ansias en el mercado.

Detrás del Apple estará Google con Android. El sistema operativo tuvo en 2010 un impresionante crecimiento que superó el 3000%, se espera que en 2011 consolide su crecimiento en el mercado con las nuevas versiones del sistema operativo. Muchos clientes de Google, en especial Motorola, esperan la versión 3 del sistema operativo, que está adecuada al tamaño de las tabletas. De hecho se cree que esta semana, durante el Consumer Electronics Show que se realizará en Las Vegas, la gigante lance su tableta. Una contundente campaña de intriga que se puede ver en Youtube, demuestra la intención que tiene la corporación de diferenciarse no sólo en el mundo Android, si no en la industria en general.

Además de Motorola, otros fabricantes como lo son Samsung, LG, HTC, Sony Ericsson, Huawei entre otros, se montarán en el tren de Android y harán sus propias versiones y tabletas. Existe mucha expectativa sobre todo con Sony Ericsson y la apuesta que haga Sony para el desarrollo de contenidos exclusivos para sus tabletas, la gigante japonesa puede tener una oportunidad de oro y quizás única, para aprovechar sus ventajas competitivas y presentarlas en el mercado de las tabletas.

Nokia, sin dudas será la gran expectativa. A los sendos Smartphone que se esperan ver en 2011, liderados por el N-8, se esperan grandes avances en la plataforma MeeGo. El paso adelante que dio la corporación de integrar las plataformas de desarrollo de todos sus sabores de Symbian y MeeGo, será decisivo para el futuro de los contenidos diseñados por la casa finlandesa. Sin embargo, Nokia deberá pensar rápido y no rezagar la llegada de sus tabletas y servicios. En 2010 sufrieron una caída impresionante que minaron las bases de su liderazgo de casi una década en el mercado móvil. Por ello, a menos que estén dispuestos a perder el 1er puesto del mercado, deberán actuar y no esperar mucho por ofertar equipos y contenidos integrados.

En Venezuela expectativa y lentitud

Lejos de ser el interés de los fabricantes, operadores y consumidores el año que recién comienza estará plagado de expectativas y una impresionante lentitud en la llegada de dispositivos de punta tecnológica. El mercado, que ha demostrado en infinitas ocasiones su capacidad de repuesta y gran capacidad de adaptarse a la tecnología de punta, sufrirá sin merecerlo, los embates de un mercado controlado, dependiente de la asignación o no de divisas.

Estas trabas traerán consecuencias como las trajeron en 2010. Por una parte, seguiremos pasando a una segunda o tercera lista de países que tendrán en sus tiendas los mejores productos de la industria móvil. Al haber tardanza en las liquidaciones de las divisas, los pedidos de Venezuela pasan al lote de mercados donde la adopción tecnológica es menos prioritaria, una variable que es inversamente proporcional al perfil del consumidor criollo.

Otra consecuencia y quizás más grave, es el encarecimiento de la oferta tecnológica. La moneda nacional, es la más devaluada de la región, con lo cual los costos que se suman a los equipos de tecnología triplican y en algunos casos quintuplican los precios de otros países de América Latina. Sin dudas un oprobio que atenta incluso con la competitividad del mercado. A la especulación, se le suman la falta de dólares, y el pago de excesivos impuestos. Un caldo de cultivo que atenta con el consumo.

Una salida

Muchos expertos que aspiran a que Venezuela retome el liderazgo tecnológico de la región plantean propuestas para hacer atractiva y abaratar los costos de los productos de alta tecnología. Estiman prudente las exoneraciones de impuestos, como un estimulo fundamental para hacer atractiva la colocación de productos. Ven esta variable como medida necesaria, ante la indefinición de los incentivos para la fabricación en el país.

Tomar en cuenta

El consumo tecnológico ha sido menospreciado equivocadamente en el país. Lejos de ser una mera salida consumista y sin sentido, la adquisición de algún bien de tecnológico mejora la productividad del consumidor. En pocas palabras, le facilita la vida, hace más productivo al usuario e incluso contribuye con el crecimiento del PIB. Es decir, apostar por el consumo tecnológico, es clave para mejorar la actividad económica.

No hay comentarios: